10 de mayo de 2016

Este soy yo. Comienza una nueva etapa.

Muy buenos días a todos. Aquí acaba todo este periplo de cuatro años. Esta legislatura del saber.

Tras tanto tiempo ha llegado la hora de revelar quién soy y mostrarme tal y como así lo soy. ¿Por qué tan tarde, por qué 4 años? Bien, no fue hasta hace dos meses cuando cumplí la mayoría de edad; he pensado que tras tanto tiempo quizá la fecha más adecuada fuese esta, en la que el constructo de 'adulto' me daba el mínimo de autoridad que me hubiese faltado en otra fecha.

Aquí tienen al servidor.

En efecto, más de uno se habrá sorprendido: creé este blog con catorce años, como -literalmente-, el sueño de una noche de verano; no pensé, en ningún momento, que llegaría tan lejos (a la NASA, a personalidades españolas, a miles de visitas diarias...): ¡cosas que le depara la vida a uno!

Nunca revelé mi identidad porque hacerlo con esas edades era perder todo crédito, 'cargarse' un proyecto que iba viento en popa por una tontería como la edad, un número que no define la madurez de uno (será por años y actitudes...). No es lo mismo leer a un estudioso, a un graduado, a un doctor... quién sabe, que a un chaval de catorce años: por muy buena que sea la información, las diferencias se notan y muchas personas tienden a evitar esto último; los motivos, lo de menos, no entro en ello.

Tampoco escribí durante largos periodos por los estudios: creé este blog en Segundo de la ESO (ayer mismo, vaya), pero meses de parciales, globales, periodos vitales más agitados tras la adolescencia... me impidieron compaginar toda actividad con el blog. No obstante, mantuve las redes sociales actualizadas mientras pude. Desde el año pasado apenas pude mantener tanto las redes como el blog actualizados (y de hecho ocho meses van ya desde que no publico entradas y casi medio año desde que no revitalizo mis perfiles) debido a que comencé una etapa 'distinta' (nótense las comillas porque lo único que la distingue del resto es la imagen que crean de ella), llamada 'Bachillerato' (que, por suerte, en justo un mes habré terminado con el final de la PAU). No ha sido algo que haya hecho por dejadez, por gusto, o por abandono... ha sido algo que se ha visto forzado y condicionado por mis estudios superiores.

¿Qué me queda decir ahora? Pues que tras cuatro años ocultándome, me siento orgulloso de poder mostrarme tal y como soy y añado que tras cuatro años de formación superior, de ser autodidacto y de haber tocado muchas más materias, me decido a fundar una página nueva (www.cienciatualcance.wordpress.com) y a dejar este blog como un lugar en el que los interesados (que siguen superando los doscientos al día) que lleguen a él de forma casual mediante motores de búsqueda puedan encontrar aquello por lo que la comenzaron (y, de paso, pueda rememorar viejos tiempos e hitos vividos a lo largo de la existencia del blog). A todos los que habéis formado parte de la tripulación de este barco, daros las gracias, tanto a los que puedan marcharse tras conocer 'esto' como a los que sigan a pesar de todo. 'Gracias' a las cuales añado un 'muchas' delante, porque esto sigue más y mejor que nunca. 'Astronomía a tu Alcance' no se ha destruido, ¡tan solo transformado! Y a estos 4 años... les quedan décadas.

Un saludo y muchas gracias.

10 de mayo de 2016.

27 de septiembre de 2015

Todo sobre el eclipse total de Luna del día 28 de septiembre de 2015

Cortesía de la página Universe2Go, en cuyo blog se han subido, Ana Feria nos deja estas dos preciosas infografías.



La primera de ellas con la información de los eventos más reseñables desde este mes de septiembre hasta finales de año, destacando -entre otras cosas- ocultaciones estelares, lluvias de estrellas o hasta cometas visibles a simple vista que no deben perderse.


A su vez, la segunda nos muestra toda la información que debemos tener en cuenta a la hora de observarlo (dónde, cómo, cuándo...), con ciertas estadísticas muy curiosas. A todo esto cabe añadir: se espera un temporal de lluvias muy importante sobre todo en el Levante peninsular, con augurios muy cambiantes durante estos días, por lo que les recomendamos que consulten las predicciones de AEMET para planear sus observaciones.



Tras todo esto, agradecer a Ana Feria y la página Universe2Go (la cual recomiendo que añadáis a marcadores, pues os será de enorme utilidad) la cesión de las infografías así como también a AEMET sus predicciones, de gran fiabilidad, que en muchas ocasiones han salvado nuestras observaciones. Muchas gracias a todos y suerte en la observación del eclipse. Todas las fotografías que nos manden nuestros seguidores mediante Twitter, Facebook, el msmo blog o incluso nuestro correo (astronomiatualcance@gmail.com) aparecerán publicadas en una entrada en los próximos días. ¡No dudéis en inmortalizar el momento!

28 de agosto de 2015

Idean ascensor espacial de 20 kilómetros de altura en Canadá

El pasado mes de julio de 2015, una empresa canadiense con sede en la localidad de Pembroke, la Thoth Technology, patentó la idea desarrollada durante años de construir un ascensor espacial.


Dicho ascensor espacial permitiría transportar con facilidad vehículos al espacio y realizar lanzamientos de aviones espaciales en una órbita terrestre baja. La torre constaría de una base, la cual consistiría en una torre presurizada pneumáticamente por razones de carácter obvio y guiada con la ayuda de giroscopios para poder compensar así la presión de los vientos, y una torre construida con polietileno y kevlar, esta sustancia ciertamente ligera a la par que resistente (muchos superdeportivos están compuestos de kevlar, así como los chalecos antibalas).

Dicha torre estaría al igual que la base presurizada con gas; gracias al kevlar y a una perfecta e invariable presurización resistente a cualquier fuerza externa se podría dotar a la torre la imperturbabilidad y rigidez necesarias para poder llevar hasta ella vehículos espaciales de gran tonelaje. Hay que pararse a pensar que hay que subir vehículos de decenas y cientas -en algunos casos- de toneladas en un ascensor de 20 kilómetros. Puede parecer fácil a simple vista, pero desde luego es una de las tareas más complejas a las que nos podemos enfrentar.


El director técnico de la prensa, a su vez doctor, licenciado y profesor asociado de Ingeniería Espacial en la YU (Universidad de York) canadiense, Brendan Quine, ha revelado el coste de la misma, que no es moco de pavo: de 5.000 a 10.000 millones de dólares en un principio, más un coste temporal de 3 a 5 años para construir una réplica de la torre y otros tres años para construir esta misma a escala real (20 kilómetros), esta primera para realizar pruebas y estudiar múltiples variables; nos iríamos pues a una demora de 6 a 8 años.


¿Cómo va a conseguirse esta enorme cantidad de dinero que ningún gobierno prestaría? Thoth Technology está en estos momentos tratando de vender el producto, su utilidad y sus pros al gran magnate árabe Mohamed Alabbar (uno de los más ricos de los Emiratos Árabes Unidos) quien, bajo el nombre de Emaar, maneja más de 60 empresas y decenas de miles de millones de euros.

Todavía no ha habido pronunciamiento, pero de producirse sería una de las obras de la ingeniería más increíbles realizadas hasta la fecha. Y como una imagen vale más que mil palabras, os dejo para concluir la entrada un vídeo, increíble: